Para relamerse en Pocitos.

A quienes nos gustan los dulces nos resulta casi imposible no tentarse con una bomba de sambayón o un bombón Nury, dos de las especialidades de la confitería Cantegrill, el referente pocitense que también es famosa por sus helados que también vende a restaurantes. Según nos comentó Graciela Crespo, contadora de la confitería que tiene 45 colaboradores, la clave del éxito de la empresa radica en la excelente calidad, que poseen los productos que allí se elaboran. También brindan servicio para desayunos empresariales, eventos y fiestas.