Suites de lujo con techo corredizo.

Ayer te contamos sobre el emprendimiento de lujo de US$ 23 millones de la firma Bermick en José Ignacio, donde estaba el parador Cream. Parece que los huéspedes tendrán ayuda de baby-sitters, habrá exposiciones artísticas permanentes, vehículos con y sin chofer, paseos ecoturísticos, estacionamiento subterráneo y bodega. También vas a poder ver el sol desde la cama. El techo de las suites será corredizo y de titanio, diseñado en Alemania, construido en China y transportado por mar hasta José Ignacio.