Bendita sea la soja: las exportaciones en abril registraron el mayor aumento desde el mismo mes del 2013

El mes pasado, las solicitudes de exportación totalizaron US$788 millones, lo que implicó un crecimiento del 25% respecto a abril del 2016. Según informó el Instituto Uruguay XXI, este porcentaje constituyó el mayor aumento desde abril del 2013. ¿El principal responsable del incremento? La soja; las ventas de este bien sumaron US$226 millones.

Image description

El desempeño positivo de la soja el mes pasado combinado con desempeños favorables en la mayoría de los principales rubros de exportación explican, en gran medida, el aumento de las exportaciones mensuales en un 25% respecto a abril del 2016. Por su parte, los productos lácteos y el concentrado de bebidas fueron los bienes que presentaron un mayor impacto negativo en el mes. Así, las exportaciones llegaron a totalizar US$788 millones.

La soja fue el principal producto exportado y el que tuvo mayor impacto en la evolución mensual de las exportaciones. Los montos ascendieron a US$226 millones, lo que implicó que sus ventas se cuadruplicaran respecto a las exportaciones del mismo mes de 2016. China fue el principal destino de la oleaginosa con compras por US$164 millones, lo que representó el 72% de las ventas totales. Le siguió Alemania con un 10% y tercer lugar se ubicaron los Países Bajos con el 8%.

En 2016, la soja representó el 10% de las exportaciones uruguayas. Tanto el monto como el volumen exportado se redujeron más de 20% en comparación a 2015. Dicha reducción se explica por condiciones meteorológicas que afectaron a la oleaginosa a nivel de producción, logística y cosecha. Las pérdidas en la soja se estiman en más de 500.000 toneladas, equivalentes a unos US$193 millones. El desempeño de la oleaginosa determinó que fuera el producto con mayor incidencia negativa en las exportaciones de 2016, generando un impacto negativo de 2,2 puntos porcentuales más de caída en las exportaciones totales.

De todos modos, los resultados negativos que dejó la zafra de soja 2015/2016 quedaron atrás, y el panorama para 2017 es mucho más promisorio, ya que coinciden las previsiones de producción récord y mejoras en los precios de colocación con respecto al mismo período del año anterior (12% aproximadamente). El área sembrada en la presente zafra rondó los 1,25 millones de hectáreas  registrando una leve retracción con respecto a la zafra anterior-. La sensible mejora en los rendimientos –teniendo en cuenta los contratiempos enfrentados en la anterior cosecha- es el factor clave que permite esperar la mayor cosecha de los últimos años –unos 3,3 millones de toneladas-.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: