Conversaciones con sentido

Mucho se escribe sobre el liderazgo. Se vuelve imperativo desarrollar competencias que permitan trascender el ejercicio del poder del cargo para lograr influencia, involucramiento y compromiso. Podemos pensar en tres aspectos indispensables del ejercicio del liderazgo: manejo de la autoridad, de las emociones y de las conversaciones.

Image description

Conversar implica interactuar e interrelacionarse. La diferencia con una seudoconversación es que no salimos igual que como hemos entrado a esa conversación.

Los líderes deben mantener conversaciones con sus equipos para construir relaciones, dar lineamientos de trabajo y explicar, dar retroalimentación, dar consejos, poner límites y dar malas noticias. Por tanto, una de las funciones claves de los líderes es establecer y desarrollar conversaciones productivas y con sentido, de las que algunas pueden considerarse conversaciones difíciles.

Como menciona el sociólogo Enrique Sacanell: “No existe una conversación difícil por sí misma, sino conversaciones que nos resultan difíciles a cada uno de nosotros”. Las conversaciones difíciles son aquellas que cuesta abordar, que generan inquietud e incomodidad y que impactan en alguna de sus tres dimensiones: los hechos ocurridos, la emoción que generan o un cuestionamiento a nuestra identidad.

Por: Laura Abellá, gerente de Consultoría en Gestión Humana de PwC Uruguay.

Linkedin

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: